Bolivia: Mar Ausente. Fresco. Escuela de Bellas Artes de Santiago de Chile. 1948

“Bolivia: Mar ausente” es el primer mural de Solón. Fue pintado en 1948 en la Escuela de Bellas Artes de Santiago de Chile, hoy Museo de Arte Contemporáneo – Parque Forestal.

Este es un mural al fresco de 5 metros de ancho por 1,5 metros de alto y fue pintado en la sala de pintura mural de Laureano Guevara que fue maestro de Solón.

Las figuras del mural son parte de la corriente de “surrealismo andino” que trasluce “toda la introvertida psicología de nuestro indio” como calificó la crítica a las primeras exposiciones de Solón.

De este mural sólo existen fotografías en blanco y negro pues el edificio donde fue pintado sufrió un grave incendio en 1969. Posteriormente, durante el proceso de restauración del edificio los murales, aunque no habían sufrido grandes dañados por el fuego, fueron cubiertos con pintura blanca.

Algunos de estos murales al fresco como Alegoría de las Artes de Laureano Guevara fueron recuperados el año 2007.

Solón no perdía la esperanza de que un día se pudiera recuperar su mural “Bolivia” porque fue pintado precisamente al “fresco”.

“Bolivia: Absent Sea” is the first mural of Solón. It was painted in 1948 at the School of Fine Arts in Santiago de Chile, today the Museum of Contemporary Art – Forest Park.

This is a fresco mural 5 meters wide by 1.5 meters high and was painted in the mural painting room of Laureano Guevara who was Solon’s profesor.

The figures on the mural are part of the current of “Andean surrealism” that reveals “all the introverted psychology of the indigenous people” as how critics qualified Solón’s first exhibitions.

Of this mural there are only black and white photographs as the building where it was painted suffered a serious fire in 1969. Later, during the building’s restoration process, the murals, although they had not suffered major fire damage, were covered with white paint.

Alegoría de las Artes

Some of these fresco murals such as Alegoría de las Artes by Laureano Guevara were recovered in 2007.

Solón did not lose hope that one day his mural “Bolivia” could be recovered because it was painted precisely in “fresco”.